Skip main navigation

¿Cuál es el propósito de las familias?

Todos, incluyéndote a ti, formamos parte de una gran familia: la familia de Dios. Las familias nos proporcionan un lugar para sentir el amor de Dios, una manera de aprender y crecer, y la oportunidad de ser parte de algo grandioso.

Las familias nos ayudan a sentir el amor de Dios

Dios es nuestro amoroso Padre Celestial. Para mostrar Su amor por nosotros, Él nos ha proporcionado familias. En la familia podemos sentir el gozo más grande que hay en esta vida. Al velar por aquellos que están más cerca de nosotros —esposos, esposas, hijos, padres, abuelos y otros familiares—, aprendemos más acerca del amor que Dios tiene por nosotros y de Su interés en nuestro bienestar. Las familias ayudan a los hijos de Dios a sentirse importantes, amados y gozosos.

Una oportunidad para aprender y progresar

La familia es esencial en el divino plan de Dios para el destino eterno de Sus hijos. Antes de esta vida, cada uno de nosotros vivió como un hijo o una hija procreado(a) en espíritu por nuestros Padres Celestiales. Dios envió a cada uno de Sus hijos a la tierra a obtener un cuerpo, aprender de Él y desarrollar la fe para regresar a vivir algún día con Él. Para ayudarnos a lograr todas esas cosas, Él nos organizó en familias. Las familias proporcionan un ambiente ideal para que los hijos de Dios conozcan el gozo, aprendan importantes verdades del Evangelio, lleguen a ser miembros productivos de la sociedad y crezcan física, espiritual y emocionalmente.

La familia eterna de Dios

La vida no termina después de la muerte. Todos existimos como miembros de la familia de Dios antes de esta vida, y nuestra existencia y nuestras relaciones también pueden perdurar después de esta vida. Dios nos ha prometido que, si lo seguimos a Él, todo lo que nos llena de amor y gozo durará para siempre. En los edificios sagrados llamados templos, las familias pueden ser selladas por el tiempo y por toda la eternidad. De esa manera, los familiares que nos precedieron y los hijos que vendrán después de nosotros pueden ser parte de nuestra vida ahora y por siempre.

Descubre cómo puedes estar con tu familia para siempre
Mormon.org Chat está escribiendo…